© 2019 Las terapias de Luna.

SOBRE LAS TERAPIAS DE LUNA

Me llamo Tamara Navarro y desde que nací los animales han formado parte de mi vida.

 

Siempre había compartido mi vida con perros pero a la edad de los 16 anos llego a mi vida mi primera gatita Luna mi gran maestra y compañera (la gatita negra de la foto) y a partir de ahí es cuando se desencadeno todo, al tiempo llego Perla la otra gatita de la foto y empezaron a llegar mas y mas y fuimos aumentando la familia en un gran número, pero no solo fue eso, hasta que llego Luna siempre había querido trabajar con animales porque me gustaban pero con su llegada me di cuenta de que lo que quería era ayudarles, con ella empece a hacerme consciente de los animales abandonados que habían y es cuando empece a recoger y a cuidar animales enfermos y abandonados hasta encontrarles un nuevo hogar, aunque muchos se fueron quedando en casa aumentando la familia.

Entonces me di cuenta que ellos eran mi camino, al tiempo decidí entrar en protección animal, estuve 10 años en una protectora de animales, allí llegaban casos de animales muy enfermos sentenciados bien porque la medicina no llegaba más allá o bien porque la protectora no tenía medios económicos para hacerse cargo por lo que yo buscaba otras alternativas mas naturales, es hay donde empece a darme cuenta de los buenos resultados de las terapias naturales y decidí aplicarlo en casos desahuciados en mi familia animal, como en casos de cáncer, leucemia felina, problemas hepáticos, insuficiencias renales obteniendo grandes resultados.

 

Y así es como he llegado a este punto, ayudando a animales a tener una mejor calidad de vida y algunos problemas que no respondían al tratamiento alopático a que mejoraran o incluso sanar, llegar hasta donde no puede llegar la medicina alopática.